Cómo elegir el mejor papel para tu tarjeta de visita

¿ Qué papel para tarjeta de visita ?

Si estás trabajando en una empresa o eres un profesional autónomo, estarás en contacto seguramente con gente que se interese por ti, por tu empresa, marca o producto. Si ese es el caso, lo idóneo es que les entregues una tarjeta de visita. De esta manera, podrán ponerse en contacto contigo cuando necesiten algo de tu empresa. Es una forma elegante y sencilla de crear un vínculo con los clientes o socios potenciales. Por eso te enseñamos que papel para tarjeta de visita tienes que elegir a la hora de imprimir

Debemos tener en cuenta que las tarjetas de visita no son sólo un papel con datos, sino que deben adecuarse a la imagen corporativa o personal de cada uno. Realizar una de estas tarjetas no es una tarea fácil, ya que debemos implementar toda nuestra capacidad para otorgarle un diseño llamativo y que refleje nuestra imagen de marca de forma exacta.

A la hora de crear nuestras tarjetas de presentación debemos tener en cuenta varios factores que afectan al diseño, al tipo de papel para tarjeta de visita escogido y a la impresión. El proceso es minucioso, ya que se deben tomar varias decisiones para que el resultado final sea el deseado.

El papel es uno de los puntos más importantes cuando elegimos nuestra tarjeta de visita. Es un tema que infravaloramos, pero que si escogemos mal, destruirá todo el trabajo que hay detrás del objetivo: crear una tarjeta de visita que nos represente.

Si tenemos en cuenta esta premisa, tendremos que adecuar la línea escogida a nuestra empresa, ya que nuestra imagen debe quedar perfectamente reflejada. Si tenemos en cuenta que, normalmente, los intercambios de estar tarjetas son en cuestión de segundos, la imagen física de nosotros quedará en el olvido. Sólo nos representará la tarjeta que hayamos entregado.

papel para tarjeta de visita

Tipos de papel para tarjeta de visita

Existen muchos tipos de papel y acabados para realizar este tipo de tarjetas. Para una persona que no esté involucrada en el mundo del diseño y la publicidad, cualquier tipo de papel puede parecerle bien. No es la primera vez que se cae en ofertas que luego resultan más caras, porque el producto no es el deseado. Para que esto no suceda, te detallaremos a continuación los tipos de papel que debes elegir respecto al resultado final que esperas.

Papel offset

Este tipo de hoja se distingue por ser un papel poroso, con una blancura inferior a la del papel estucado, y con un grosor que dista desde los 80 gramos hasta los 250 gramos. Para que te hagas una idea, 80 gramos pesa una hoja de fotocopiadora habitual y 250 gramos una cartulina.

Cuando hablamos de grosor, no debemos confundirlo con el peso, ya que una tarjeta de visita suele realizarse con un gramaje desde 300 hasta 450 gramos, pero eso no significa que pese más que una hoja de fotocopiadora habitual.

La confusión se debe a que el papel posee más poros y, por tanto, el grosor es superior al de una hoja tradicional. También cabe añadir que, cuanto más gramaje, mayor es la dureza de la hoja.

Papel estucado

El papel estucado, conocido también por papel couché, se caracteriza por ser una hoja sin poros, de gran suavidad y blancura. Su acabado puede ser con apariencia de brillo o mate y es uno de los más utilizados para realizar tarjetas de visita, ya que es más atractivo que el resto de papeles.

A la hora de imprimir imágenes, es el papel de impresión por antonomasia. Los colores se aprecian mejor que en otros tipos de papel y los detalles se distinguen con claridad. Es el papel habitualmente utilizado en flyers, revistas y catálogos, ya que es el que mejor representa las imágenes y los colores. Por esta razón, es también el más utilizado en las pruebas de color.

El gramaje es el mismo que el del papel offset, aunque por su composición, parece más consistente que el ya mencionado, ya que es fabricado con compuestos derivados del caolín y del yeso.

Tipos de acabado para el papel de tarjeta de visita

Una vez decidido el tipo de papel que queremos utilizar y el gramaje que tendrá, también es importante pensar en el acabado de la hoja. Se pueden hacer varias pruebas para comprobar los resultados obtenidos, aunque en cuestión de tarjetas de visita, el acabado habitual es el mate.

Mate

Se caracteriza por ser un tipo de papel no reflectante. Es habitualmente utilizado en las tarjetas de visita debido a que los textos se leen mejor con este tipo de acabado. Si se imprimen textos con acabado brilloso, la iluminación podría generar que no se lea el texto con claridad.

Satinado

Este tipo de papel es reflectante, es decir, todo lo contrario al acabado mate. Es utilizado para diseños con imágenes, donde priman los detalles y la importancia del color. Los diseños gráficos con este tipo de papel pueden imprimirse con una excelente resolución.

Seda

El papel seda se encuentra entre el mate y el satinado. Podemos decir que es el término medio, por lo que en él se puede leer bien cualquier tipo de texto, al igual que apreciar los detalles de una imagen.

Acabado extra post impresión

También hay diferentes procesos que se le puede añadir a la hoja una vez impresa para que sea diferente al resto y destacar por encima de los demás. Es una forma de darle personalidad a la tarjeta.

Brillo UVI

Uno de estos procesos es el acabado con brillo UVI. Este tipo de acabado es un barniz que otorga un brillo intenso y resplandeciente a la hoja. Se suele utilizar para destacar determinadas zonas de la tarjeta, como una imagen pequeña o el logotipo. Además, la protege de los arañazos que puedan producirse en la misma.

Plastificado

Consiste en la aplicación de una capa o lámina fina de plástico que proporciona un acabado más limpio y añade consistencia a la tarjeta. También protege a la hoja de roces que pueda sufrir.

Barnizado

Este tipo de acabado se utiliza principalmente para que la tarjeta no sufra daños ni pierda el color al manipularla. Es una capa de barniz de máquina que se utiliza para proteger el diseño de la tarjeta.

Ver en AMP